Coche Inteligente

El fin del coche de combustión está a la vista, te contamos cuándo se estima su llegada

coche electrico cargando

Hasta hace unos años, los coches eléctricos eran casi de película futurista. Sin embargo, el auge de este tipo de tecnología, unido al compromiso de las grandes naciones de acabar con sus emisiones carbónicas para el año 2050, ha supuesto un auténtico empujón hacia el fin de los coches de combustión.

Aún queda un escollo, el alto precio de los vehículos eléctricos. Eso sí, esto no es más que cuestión de tiempo. El anuncio de Tesla de que piensa equiparar el coste de sus vehículos con los de los motores de combustión interna, unido a las ayudas a la movilidad eléctrica, hará que los próximos años sean claves para dar el salto. Eso sí, ¿cómo de inminente es la transición hacia el fin de los coches de gasolina? ¡Os lo contamos!

La movilidad eléctrica sostenible 🤔

Uno de los grandes problemas existentes a día de hoy, tanto para la sociedad como para el medioambiente, es la movilidad. El ser humano es nómada por definición, es un explorador nato, y por eso no sabe estarse quieto. 

  • Hemos pasado de trabajar a pocos minutos de casa a vivir en pueblos dormitorio a una hora o más de distancia de nuestro centro laboral.
  • De ir de vacaciones en masa a la costa española a cruzar el charco o poner rumbo al sudeste asiático. ¡Y además tardamos muy poco en organizar el viaje!

Sin embargo, esto ha hecho que nuestra huella de carbono sea tremendamente preocupante. A día de hoy se nos podría definir por la contaminación que provocamos y el daño que esta hace a nuestro planeta. Por eso hace tantísima falta la llegada de la movilidad eléctrica sostenible, por eso estamos encantados de poder anunciar el fin de los coches de combustión.

Y es que es en los trayectos urbanos o interurbanos cuando más utilizamos los vehículos con motores de combustión interna. Precisamente en los que más sencillo resultaría cambiar la forma de funcionar y volcarse con la movilidad eléctrica. Al fin y al cabo, el principal problema técnico de esta última es la autonomía, pero la gran cantidad de modelos de coche eléctrico que existen en la actualidad superan ampliamente los 300 kilómetros. ¡Con esta cifra no habría ningún problema para ir y venir del trabajo todos los días!

Ahora bien, la movilidad eléctrica sostenible no solo implica a los vehículos privados, sino también a la movilidad pública. Así es, una ciudad solo puede ser inteligente si cuenta con medios de conexión completamente limpios, ¡y en eso es precisamente en los que las Administraciones Públicas deberían volcarse durante los próximos años!

Fabricación de coches eléctricos y fin de los de combustión interna 🏭

Los cambios en la legislación provocados por la transición eléctrica, unidos a la concienciación de que hay que cuidar más el medioambiente, han derivado en una decisión casi unánime de los fabricantes de coches. Bueno, eso y el hecho de que Elon Musk, dueño de los deseados Tesla, anunciase una sustanciosa rebaja en los vehículos de su marca para entrar a competir directamente contra los de motor de combustión interna.

Esto ha hecho que marcas como Audi, la gigante alemana, hayan anunciado ya que se pasan al 100% eléctrico a corto medio plazo. Seguirá fabricando sus vehículos ‘de siempre’ hasta el año 2026, pero a partir de ahí toda su producción estará orientada al mercado de la movilidad eléctrica sostenible. Al igual que Audi, son muchas otras las marcas que se han dado cuenta del movimiento y que no quieren quedarse atrás. El grupo PSA (Citröen o Peugeot, entre otras), ya anunció que toda su producción será híbrida o 100% eléctrica para 2025. De hecho Mercedes, que parecía resistirse, decidía dar el paso anunciando el lanzamiento de varios modelos completamente eléctricos de aquí a unos años. Eso sí, manteniendo su lujo y, por consiguiente, el público objetivo al que siempre ha estado dirigida.

El caso es que, aunque la legislación permitirá la circulación de los vehículos con motores de combustión interna durante algunos años más, lo más probable es que para cuando el hombre quiera llegar a Marte solo podamos adquirir vehículos eléctricos si los queremos nuevos a estrenar. 

Es más, es probable es que la legislación se endurezca para favorecer el auge de la movilidad eléctrica sostenible, ¡más vale ir ahorrando! Toca esperar los movimientos de una industria cuya transición marcará su éxito. Aquí no hay marcas que valgan, ¡hay que empezar a currárselo otra vez!

Yoigo Custom

Ayudas y pasos en la transición 😃

Hemos mencionado un par de casos, pero lo cierto es que son muchas más las marcas que ya han anunciado cuáles serán sus pasos en la transición eléctrica.

  • Honda, por ejemplo, sorprendía anunciando que desde finales de 2022 solo venderá coches eléctricos en Europa. ¡Y eso está a la vuelta de la esquina!
  • La gran mayoría de marcas, entre las que encontramos a Renault, Ford, Mini o Jaguar, marcan el año 2025 como punto de partida para poner fin al coche de gasolina.
  • Por su parte, aunque Mercedes no lo tiene del todo claro, grandes clásicos como Fiat, Volkswagen o Volvo consideran que 2030 será el último año en el que podrán vender vehículos tradicionales.

En esto, por supuesto, entra también en juego la concienciación de la sociedad. Si tenemos claro que la combustión tiene fecha de caducidad y que la movilidad eléctrica sostenible es la que manda, lo normal es que marcas como General Motors, que apunta a 2035, o Hyundai, que apunta a 2040, deban acelerar sus planes.

En cuanto a las ayudas en movilidad eléctrica, en España el Gobierno ha lanzado ya el Plan Moves III. 400 millones de euros para incentivar la compra de vehículos eléctricos entre particulares y empresarios que, si hay suficiente demanda (y si se cumple con lo anunciado), se doblarán hasta los 800 millones.

Los cálculos es que para 2030 tengamos un cuarto de millón de vehículos eléctricos circulando por nuestras calles y que estos cuenten con cerca de 100.000 puntos de carga. La movilidad eléctrica sostenible avanza con paso firme, ¡y esto ya no hay quien lo pare!

Dejar una respuesta