Smart City

Edificios hechos de madera para combatir la contaminación

construccion en madera

Los expertos advierten de que el hormigón también contamina y que hay que buscar alternativas en la construcción de edificios para proteger el medio ambiente. En Ámsterdam ya están investigando un tipo de construcciones que permitan emitir menos cantidad de dióxido de carbono a la atmósfera, con el fin de evitar el impacto medioambiental del crecimiento de las ciudades.

De hecho, dentro de su plan de economía circular para rediseñar la ciudad y su área metropolitana, en la ciudad neerlandesa ya se ha puesto en marcha un proyecto que persigue la descarbonización del planeta.

A partir de 2025, el 20% de todos los nuevos edificios de viviendas que se construyan en Ámsterdam tendrán que ser de madera o de otros materiales basados en la biomasa. El compromiso es total, tanto en la ciudad como en los 32 municipios que conforman su área metropolitana.

Esta iniciativa es ya un ejemplo para otros países, entre ellos España, para tomar medidas efectivas que permitan combatir la contaminación. ¿Pero cómo funcionan estos edificios?

Los edificios con estructura de madera 🌳

Los edificios de madera en arquitectura son una propuesta más sostenible, ya que se basan en un sistema que une la madera con inteligencia artificial y energías renovables. Son los primeros edificios considerados de huella de carbono neutra.

Aunque suene a cosa del futuro, lo cierto es que este modelo ya se está implantando, incluso en nuestro país, como veremos más adelante.

El hormigón y el acero están siendo relegados por la madera para evitar emisiones de dióxido de carbono. Una vez construidos con este material, los edificios se revisten de la última tecnología y de fuentes de energías limpias para que su funcionamiento sea óptimo y eficiente.

Esos nuevos edificios con estructura de madera son, básicamente, edificios de estructura sostenible. Y, además, se trata de edificios con un diseño de gran belleza.

Al principio eran edificios menos altos pero ya se construyen incluso rascacielos de madera. Por ejemplo, un centro cultural en Suecia que también funciona como hotel.

La madera es un material más limpio y también permite la construcción de un edificio en menos tiempo.

Funcionamiento inteligente

Una de las características más atractivas de los edificios de madera es que su funcionamiento evita el uso de combustibles en iluminación, ascensores, sistemas de climatización…

Así, este tipo de construcciones ya se están equipando con paneles solares, baterías y una bomba de calor. Todo funciona con energía renovable y se controla con inteligencia artificial, de manera que pueda funcionar de la manera más autónoma posible, gestionando por sí misma en consumo de energía.

Ámsterdam se ha sumado a una iniciativa experimental de la que ya forman parte otros países. En Francia se propuso hacer edificios públicos de madera, en Suecia hay una ciudad (la del mencionado hotel) en la que ya todo está hecho con este material, y Nueva York aprobó recientemente el uso de madera para la construcción de edificios de hasta 26 metros de altura.

Edificios de madera en Madrid y Barcelona 😃

A principios de 2021 concluyó la construcción de la estructura del edificio de madera más grande de España. Fue en el Nou Barris de Barcelona y consiste en una estructura de 32 viviendas en ocho plantas, incluidos los bajos.

Este edificio de madera en Barcelona, llamado Cirerers, está en un solar del que es propietario el Ayuntamiento y tiene espacios comunitarios.

Además de la madera, las fachadas están recubiertas de cal y el interior, de placas de yeso. Todos ellos son materiales biodegradables y de baja huella ecológica, porque emiten poca cantidad de dióxido de carbono en su producción, transporte y reciclaje.

Para que el edificio sea más eficiente, en cada planta hay zonas comunes con una zona para lavadoras y para dejar que la ropa se seque. En la planta baja hay una zona de almacenaje, aparcamiento de bicicletas, zona de estudio y biblioteca y un espacio para actividades de ocio.

También la capital se suma a esta nueva tendencia y acaba de construirse también un edificio de 17 viviendas en la zona sur de la ciudad. Este edificio de madera en Madrid es ecosostenible y también funciona con ese concepto de cooperativa. No hay derecho a propiedad y está basado en otros modelos procedentes de Alemania y Dinamarca.

La promoción de viviendas Las Carolinas, en el distrito de Usera, tiene grandes patios, zonas comunes y terraza a modo de mirador. Y fue impulsado (y es gestionado) por la cooperativa Entrepatios.

Las familias realizan un pago inicial de entre 30.000 y 50.000 euros que se les devuelve cuando deciden abandonar la vivienda. Además, cada mes pagan una cuota fija a un precio menor que el de mercado, para el mantenimiento del edificio y a modo de alquiler por el uso de la vivienda. Este concepto es exportado, como hemos dicho, de otros países europeos que ya han visto en la madera la solución perfecta para combatir el cambio climático.

Yoigo Custom

La arquitectura contra el cambio climático 🌤️

La madera es un material con el que se consigue reducir de forma drástica la emisión de gases contaminantes a la atmósfera en la construcción de edificios. Hay estudios que apuntan que si se sustituyera este material por el hormigón y el acero actuales se podría llegar a reducir entre un 14% y un 31% de las emisiones de CO2 a nivel mundial.

Los productos de madera generan menor emisión de gases de efecto invernadero en su proceso de fabricación y, además, en el diseño de arquitectura no sólo es un material deseable desde el punto de vista ecológico y sostenible sino que también ofrece una gran belleza, lo que da lugar a edificios muy elegantes y con mucha personalidad. Esto también ha incrementado su uso, ya que la satisfacción visual para quienes utilizan estos edificios de madera es mucho mayor. Vamos, que se han puesto muy de moda por lo bonitos que resultan pero, además, ofrecen muchas ventajas desde el punto de vista medioambiental.

Dejar una respuesta