Tecnología y Deporte

Tipos de bicicleta eléctrica para moverte en la ciudad

mujer sobre bicicleta electrica

La movilidad urbana sostenible es una de las principales preocupaciones de la sociedad actual. Por eso, con el coche eléctrico aún en boxes, la bicicleta eléctrica se ha destapado como una de las mejores opciones para ir de un punto a otro de la urbe contaminando (y gastando) lo mínimo posible. Eso sí, ¿somos realmente conscientes de cuáles son los mejores tipos de bicicleta eléctrica para circular por la ciudad? ¡Echemos un buen vistazo a todas las opciones que tenemos a nuestra disposición!

Diferentes tipos de bici eléctrica 🚴

A la hora de comprar una bici eléctrica, sobre todo teniendo en cuenta sus precios, conviene tener claros los tipos de bicicletas eléctricas. ¿Y eso por qué? Pues porque si las queremos para un uso urbano, gastarnos el dinero en una bici eléctrica de montaña no tiene mucho sentido. ¿Es una mala bicicleta? No, pero no es para nada lo que nosotros necesitamos.

Dicen que el número de bicicletas que se venden en España se ha multiplicado en un 300% desde los peores días de la pandemia de coronavirus, así que si queremos sumarnos al nuevo movimiento saludable, pero no por ello llegar al trabajo chorreando de sudor o echando los higadillos… ¡esto nos interesa!

Bici eléctrica de paseo

Si crees que la vas a utilizar básicamente para ir y venir al trabajo y el camino no supone grandes retos, la mejor opción es una bici eléctrica como esta. Se trata del clásico modelo de paseo, al que podemos ponerle incluso una práctica cesta delante (o detrás), pero con todos los beneficios de no tener que matarnos pedaleando. Se trata de la bici eléctrica de ciudad por excelencia, aunque es posible que, aún así, no sea exactamente la que mejor cubra nuestras necesidades. No os preocupéis, ¡hay más!

Bici eléctrica híbrida

Si la bici eléctrica de paseo no termina de convencerte porque también quieres darle un uso recreativo, este es uno de los tipos de bicicletas eléctricas más versátiles que existen. Aún lo mejor de un modelo típico de ciudad y lo mejor (aunque no todo, desde luego) de una bici eléctrica de montaña. En definitiva, la bici eléctrica híbrida es una bici eléctrica todoterreno en el ámbito urbano.

También se las denomina ‘de fitness’, así que os iréis haciendo una idea de las cosas que nos permiten hacer, ¿a que sí? En efecto, nos permiten y a buen ritmo a trabajar, o a tomar un café, pero también podemos utilizarlas para ir de ruta de montaña si esta no es demasiado exigente. Una todo en uno que hará que nuestra inversión sea aún más rentable en el tiempo.

Bici eléctrica plegable

Sin duda alguna, la mejor solución de todas si priorizamos la operatividad a la hora de guardar y transportar nuestra bici eléctrica. Se trata de una bici eléctrica pequeña en comparación con otros modelos, pero más que suficiente para realizar trayectos poco exigentes. Además, su principal ventaja es que se pliega y ocupa mucho menos espacio, lo que la convierte en ideal para ir en bus, en metro o guardarla en casa o en la oficina sin ningún tipo de problema.

 

Además de estos modelos, también existen la bici eléctrica carretera o la bici eléctrica sin pedales, pero tal y como ya hemos dicho, los tres tipos de bicicletas eléctricas de los que os hemos hablado son los mejores para el ambiente urbano. ¡Bueno, esos y la bici eléctrica para niños, que los más pequeños de la casa también tienen derecho a disfrutar!

Características principales a tener en cuenta 🤔

Cuando ya hemos visto los distintos tipos de bici eléctrica disponibles en el mercado y creemos que sabemos qué bici eléctrica comprar, toca echar un vistazo a sus características. Nadie dijo que fuera fácil, pero en realidad basta con tener claras estas ideas:

  • Autonomía de la bici eléctrica: Debemos saber hasta dónde podemos llegar con ella y cuánta distancia puede recorrer en modo eléctrico. Si la queremos para ir y venir todos los días hasta y desde un punto concreto, qué menos que asegurarnos de que podremos hacerlo. La batería de una bici eléctrica será uno de los aspectos más determinantes a la hora de afrontar su compra.
  • Velocidad máxima de la bici eléctrica: Aunque puede que lo primero que pensemos es que cuanto más rápida, mejor, conviene recordar que queremos utilizarla en el ámbito urbano. Eso significa que debemos cumplir la normativa de la bici eléctrica en cada lugar. Consultarla antes de hacer la compra es la mejor idea para evitar disgustos. ¡Está claro que no siempre es mejor la bici eléctrica más rápida!
  • ¿Rígida o de suspensión? Aquí, de nuevo, toca recordar que la queremos para uso urbano. Por eso, entre una y otra, nosotros os aconsejamos que optéis por la de suspensión rígida. ¿Y eso por qué? Pues porque una bici eléctrica de este tipo es mucho más eficiente al pedalear, sube las cuestas con mayor agilidad y requiere de menos mantenimiento, lo que siempre resulta interesante. ¡Sobre todo para nuestro bolsillo!

Con esto, y asegurándonos de que la bici sea de nuestra talla (a determinar esto nos ayudarán los propios vendedores), tendremos más que de sobra guiarnos a la hora de elegir una u otra.

Yoigo Custom

Rango de precios y disponibilidad 💶

La oferta en bici eléctrica, como era de esperar, ha crecido exponencialmente durante los últimos años. Tal y como hemos mencionado antes, hay fabricantes a los que incluso hay que hacerles el encargo y esperar a que nos la sirvan, ¡y eso que encontrar una bici eléctrica económica es prácticamente una misión imposible!

La bici eléctrica más barata puede salirnos en torno a 450 euros, mientras que la más cara la marcarán nuestras posibilidades económicas. Hemos visto modelos de incluso algo más de 10.000 euros. Como veis, para todos los bolsillos. Lo normal es que nos gastemos en torno a los 1.000€ en nuestra elección si no es demasiado especial. Un precio, desde luego, bastante superior a las de una bicicleta clásica media, ¡pero os aseguramos que sus beneficios y comodidades bien lo valen!

Dejar una respuesta